***Solicitó al resto de países del mundo que corten todas sus relaciones con Pyongyang en respuesta a los repetidos ensayos armamentísticos de ese país.

Por: Excelsior//aquitamaulipas.com

Naciones Unidas (29/11/2017).-           La representante permanente de Estados Unidos ante la ONU, Nikki Haley, pidió este miércoles a la comunidad internacional suspender toda actividad comercial con Corea del Norte.

Con lo anterior, busca contribuir a detener su programa de desarrollo de armas nucleares.

En una sesión para abordar el lanzamiento de un misil intercontinental de Corea del Norte, la diplomática instó además al gobierno de China, de manera específica, a que suspenda todas sus transferencias de petróleo crudo y refinado al régimen de Pyongyang.

Llamamos a todas las naciones a cortar todo vínculo con Corea del Norte. Además de implementar plenamente todas las sanciones de la ONU, deben terminar relaciones diplomáticas con Corea del Norte y limitar la cooperación cultural, científica, técnica y comerciales”, solicitó.

Haley insistió en que el mundo entero debe tratar a Corea del Norte como el “paria internacional en el que se ha convertido” y, entre otras cosas, despojar al país de su derecho a voto en la ONU.

Nadie puede dudar que la amenaza está creciendo. Nadie puede dudar que el dictador norcoreano es cada vez más agresivo en su obsesión por el poder nuclear”.

Según la funcionaria, con el lanzamiento del nuevo misil balístico, Kim Jong-un tomó una decisión que acerca al mundo a la guerra.

Nunca hemos buscado la guerra con Corea del Norte y aún hoy no la buscamos. Si la guerra llega, será debido a los continuos actos de agresión como el que presenciamos ayer (…) Y si llega la guerra, no se equivoquen, el régimen de Corea del Norte será completamente destruido”.

Añadió que la comunidad internacional debe suspender todo el comercio con el régimen, a terminar todas las exportaciones e importaciones y a expulsar a todos los trabajadores de Corea del Norte.

La representante estadunidense acusó a varios países de violar resoluciones y de realizar ciertos intercambios comerciales con este país pese a que están prohibidos en el seno del Consejo de Seguridad.

Las sanciones aprobadas en septiembre contra Corea del Norte prohíben la importación total de textiles de este país, con un valor de casi 800 millones de dólares al año; así como la expedición de nuevos permisos de trabajo en el extranjero para norcoreanos.

La resolución también limita en más de la mitad la exportación de petróleo y sus derivados hacia Corea del Norte; y prohíbe por completo la creación de empresas conjuntas de extranjeros con ciudadanos o entidades norcoreanas.

Por su parte, el representante permanente alterno de China, Wu Haitao, indicó que su país se ha esforzado por lograr la desnuclearización de Corea del Norte, pero que la única manera de lograr ese objetivo sería mediante el diálogo y las negociaciones.

Bajo la misma línea de insultos que sigue el presidente Donald Trump, en un discurso en Missouri sobre impuestos, se refirió a Kim Jong-un con un nuevo apodo.

’Pequeño hombre cohete’, él es un cachorro enfermo”, comentó el magnate.